Dentro de las discrepancias que podamos tener con esta teoria, dejamos este documento para el debate y reflexion.
https://docs.google.com/document/d/1MW_6s13xIV6-m9Bu0-W32HZYYdwg9ck1eMUVs052_xs/preview?pli=1

Resumen:

El científico James Lovelock, en 1972, formuló una teoría revolucionaria que unificó la teoría de la evolución y la geología, hablando del planeta azul como un organismo autorregulador cuya finalidad es albergar vida. Lo que en un principio parecía ser una simple hipótesis se convirtió en una teoría, que, a pesar de ser la gran desconocida, es actualmente aceptada por la comunidad científica como Ciencias del Sistema Tierra, aunque niega que la finalidad de la autorregulación de nuestro planeta sea la vida.

Al igual que la alquimia evolucionó hacia la química o el geocentrismo dio paso al heliocentrismo es hora de abandonar nuestras antiguas creencias a favor de una nueva mentalidad científica, Gaia.

LA TEORÍA:

La teoría de Gaia se refiere a la Tierra como un organismo autorregulador compuesto por los océanos, las rocas de la superficie, la atmósfera y los seres vivos, formando un sistema que evoluciona conjuntamente, y cuyo objetivo es la regulación de las condiciones de la superficie en función de su habitabilidad, en función de la vida. Este postulado, que ha realizado predicciones correctas y se basa en observaciones y modelos teóricos, procede de la inicial hipótesis de Gaia. Ésta era contraria a la tesis común que afirmaba que la vida se adapta a las condiciones del planeta existentes y que la vida y el planeta evolucionan de forma separada. Una vez matizada, la hipótesis dio lugar a la teoría de Gaia; y la tesis convencional se convirtió en lo que hoy conocemos como la ciencia del sistema Tierra. Se trata de una disciplina dedicada ala estudio de la Tierra por parte de aquellos científicos que opinan que los fenómenos de nuestro planeta no pueden ser explicados por la geología tradicional. La conclusión de que la Tierra es una entidad dinámica en la que lo vivo y lo inerte está relacionado y que posee una autorregulación climática y química constituyó la base de la Declaración de Ámsterdam en 2001.La ciencia del sistema Tierra se diferencia de la Teoría de Lovelock en el presupuesto de un objetivo, mantener el planeta habitable.

Fuentes:

Esta información ha sido extraída en su totalidad del libro La venganza de Gaia

Anuncios